E N T R A D A S
_____________________________________________________________________________________________________________
E T I Q U E T A S


_____________________________________________________________________________________________________________

12 de octubre de 2008

LAS TÍAS



Lo que pasó fue horrible.
Si me tienen paciencia y esperan un poco lo puedo contar, pero antes me gustaría decirles que me sorprendió bastante ver a tía Ariel en lo de Yeya. Sí, Ariel se llamaba la tía. No sé por qué tenía nombre de varón y un moño raro en la nuca al que todos le llamaban banana. La banana de tía Ariel que había sido rubia pero después se puso amarillo blancuzco. Digo que me llamó la atención verla ahí porque que yo supiera estaba muerta hacía ya cinco años, que yo me enteré el día en que la rueda de la bicicleta se me trancó en la puerta tan chiquita del quiosco y cuando me agaché a destrancarla vi el titular del diario con la noticia de lo que iba a pasar ahora cinco años después y una foto de la tía Ariel muerta lo que me pareció raro porque a la tía no la conocía nadie. En casa nadie dijo nada pero no la vimos más hasta ahora, que la veo yo. Estaba flaca la tía Ariel, más flaca de lo que yo la recordaba y los pantalones de lana le quedaban muy mal, como llovidos. Yo la miré y ella agarró para el lado del gallinero sin hablar con nadie pero tía Alcira la siguió. Así que Alcira también la veía. Alcira siempre hablaba con la gente con la que nadie hablaba y con la gente a la que nadie veía. A mí me parece que era como que Alcira te decía: “¿viste como soy una buena persona que aguanto a todos los que los demás no aguantan qué humana que soy?” Entonces la tía Alcira siguió a Ariel hasta el fondo, al lado del gallinero y se pusieron a hablar de enfermedades, como siempre antes. Al que no vi fue al perrito pomerania de la tía Ariel. Los pomerania casi no se ven ahora. Claro que él se murió también, antes que Ariel me parece. Una vez cuando plantamos una palta con papá nos encontramos con los huesitos amarillos y los colmillitos tan blancos. Era un perrito lanudo, de mal genio, con algo de pequinés. Siempre tenía mal olor. La tía Ariel se sentaba en una silla en el portón que daba al camino, se sacaba una sandalia y el pomerania la lamía entre los dedos de los pies, a la tía y en la familia se decían cosas sobre eso cuando creían que yo no escuchaba pero yo me daba cuenta porque yo tenía ocho años hace cinco. Pero todo eso fue antes de que pasara lo que terminó pasando. Que fue horrible. Bueno el pomerania no estaba, ya dije que se murió.
El día de la tragedia yo venía con la bici por el camino grande y se me hizo tarde porque el pasto entre los adoquines crecía tan rápido que se me enredaba en las ruedas y la bici se me estaba poniendo chica hacía días. Igual llegué antes que el Chino, que cuando lo pasé venía cargando con dos bolsas y un cordero recién carneado sobre los hombros. El machete le colgaba como siempre de la cintura. El Chino no era chino. Le decían Chino porque era un poco indio. Dicen que acá no hay indios, pero él era. Siempre le traía la carne al tío Pocho y preparaba los asados y se quedaba, porque el Chino era solo. Esta vez, además del cordero trajo mollejas, mollejas congeladas en bloques. Porque era veinticuatro o veinticinco, no me acuerdo bien. Las sacó de la bolsa y las puso arriba de la mesa del patio que era una mesa vieja de madera manchada de harina de los ñoquis de los veintinueve de muchos años. La mesa era de roble pero a nadie le importaba porque nadie sabía y era la mesa de los ñoquis de Felicia hasta que Felicia se murió y entonces la sacaron afuera, a la mesa. En esa casa todo se hacía en el patio de hormigón lustrado debajo de la glicina, ese hormigón lleno de rajaduritas y que después tenía esas manchas distintas que por más que las refregaron bien fuerte con cepillo y soda nunca salieron.
Bueno, ahí el Chino, que también veía a la tía Ariel, porque la veíamos yo y Alcira y él, nadie más, empezó a cortar los bloques de molleja a machetazos. A mí no me gustó como miraba el Chino a la Tía Yeya pero al tío Pocho me parece que no le importaba o no se daba cuenta . Tampoco me gustó como la tía Yeya miraba al Chino. Pero el tío Pocho tampoco se daba cuenta o no le importaba. Tampoco me gustaba el olor que le salía al Chino de los pantalones ni la cara que ponía a cada golpe de machete que atravesaba el hielo rosado de las mollejas y se clavaba en el roble dejando tajos mojados mientras la harina reseca de los ñoquis de Felicia empezaba a ablandarse y a resucitar la masa esa dura de años. Ahora que me acuerdo Felicia picaba ajo y cebolla con una cuchilla rara, curva, con dos mangos, que se balanceaba y también dejaba surcos en la madera pero eso era muy antes y solamente yo lo notaba porque nadie se fijaba ni se acordaba. La tía Lygia temblaba con cada golpe del Chino y a mí me gustaba mirarle el escote a la tía, ahí justo en el lugar donde se unían las dos tetas, temblando, aunque le empezaron a salir unas arruguitas ahí ese veinticuatro o veinticinco, no sé bien. A mí con las arruguitas me gustaba más mirarla, temblando en cada golpe. Una vez la tía Lygia me abrazó así apretándome contra el vestido floreadito y suave y le salía un olor tan tibio que me mareé. Parecía de marfil húmedo la tía Lygia, tan blanca con el pelo negro lacio y los ojos hundidos. A papá también le gustaba mirarla, porque yo me di cuenta. Me parece que estaba el marido de Lygia, el tío Guillermo, pero no me acuerdo bien porque para mí el tío Guillermo siempre tenía la cara borrada y me acuerdo solamente del pelo rubio bien cortito. El tío Pocho también estaba un poco borroneado. El tío Guillermo siempre hablaba de autos y de lo mal que cocinaba la tía Lygia. Papá siempre decía que la tía Lygia no necesitaba cocinar bien. Lygia lo miraba al Chino y a mí esa mirada me hacía sentir una cosa en el estómago. A mí me parece que le miraba el olor de los pantalones al Chino. Bueno, pero ese día, el de la tragedia, papá había ido a buscar la carne que había encargado porque era veinticuatro o veinticinco, no me acuerdo bien porque siempre me confundo y no sé si el asado se hace el veinticuatro de día o de noche pero ese día el Chino se había puesto a prender el fuego que él creía que era el mejor en eso y papá se metió a hacerlo él porque creía que él era el mejor también y entonces el Chino lo miró a papá. Entonces papá me dijo, vamos. Yo salí por el camino grande con la bici enredada en los pastos que ya estaban un poco más crecidos y papá atrás con la bolsa de carne. Alcancé a ver que desde el gallinero venía caminando Alcira y un poco más atrás, pero azules, Ariel y Felicia, caminando hacia donde estaban Lygia y Yeya con aquella mirada muy rara. Ahí íbamos por el camino grande, yo con la bici que me quedaba chica, papá con la bolsa de carne y los ojos llenos de los ojos y las tetas de Lygia y atrás, corriendo a pasos cortitos, el pomerania de tía Ariel, que me olvidé de decirles que era todo negro con una manchita blanca. Ahora, lo que pasó después no sé. Sí, yo les dije lo de la tragedia, pero ahora no sé. Es que yo tenía ocho años hace cinco y papá nunca quiso hablar de eso.
Pero fue horrible.

67 comentarios :

  1. Un relato corto magistral. Me recuerda lo mejor del "Boom": los saltos en el tiempo, el uso de la primera persona en un delirio que recuerda al monólogo interior, el concepto circular del tiempo, todo vuelve a la primera frase...Tiene todo para convertirse en el primer capítulo de una gran novela, una de esas sagas familiares con su puntito de realismo mágico. ¿Habrá más?
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. ¿Qué decir después de lo que dijo Marisa?...¡Es colega de asignatura, te lo aseguro!... Justamente estaba pensando en eso cuando te leí, parece una cosa... No, no se parece a nada; mejor dicho, tiene el estilo de los del boom, en donde encontramos a García Márquez, por ejemplo.
    Si tuviera que dar clases en 3º utilizaría, además, este texto como un ejemplo magistral de "estilo indirecto libre": lo dice el autor, pero lo piensa el personaje.
    Me encantó el final abierto, que a través de las imágenes anteriores se relaciona con lo sangriento.
    Te pasaste,Gordito.
    Y cambiando de tema, si vos no tomás con seriedad tu instrumento y das lugar,así, a esas mofas no sé a dónde vamos a ir a parar.¿Qué es eso de que me vas a prestar la cámara?
    Besote,amigote.

    ResponderEliminar
  3. Creo que sí se me ha notado mucho que soy profe de literatura...Cuando me pongo a analizar me sale la vena. Flaca las pilla al vuelo, ¿eh? Un abrazo a los dos.

    ResponderEliminar
  4. Estimadas profes:
    No saben qué bien me vienen vuestros comentarios. Es que estaba lleno de dudas con este textito. Pensé en sacarlo, que estaba un poco confuso y que de pronto había cosas que yo veía porque las veía yo, pero que al escribirlas de repente no estaban claras...yo qué sé. Y como no entraba nadie...Bueno, me alegro que les haya gustado. Ahora eso que dice Marisa de la novela, Mmmm...Si hay algo que me resulta impensable es escribir una novela. No entiendo como hay gente que puede escribir tantas tantas páginas y que lo que escribe tenga cierta lógica y cierta unidad. Pero de pronto ahora acepto la sugerencia de Marisa y empiezo a desenrrollar ese ovillo medio onírico que empezó en este cuentito.
    Y ahora que sé que puedo escribir en un "estilo indirecto libre",como dice la Flaca, no me para nadie.
    Hablando de profes, se extrañan la Ro y sus análisis.

    (esto que viene es en secreto para la Flaca)

    Che, Flaca, no me vas a decir que el Torosalvaje dijo lo que dijo inocentemente. Usté despierta perversas pasiones en los ibéricos flaquita, hay que aceptarlo.

    ResponderEliminar
  5. Otra vez para las PROFES:

    Se les fue la mano a las dos che, las dos usaron la palabra"magistral". Así me voy a dejar estar y no voy a seguir progresando.

    ResponderEliminar
  6. Ay,Santi!!!... qué cruel destino el tuyo, las profes de Literatura te perseguimos, y eso que no entró la Ross a analizarte y a darte vuelta del revés,como hace a veces. De todas soy la que más te deja ser y te analiza menos, no vaya a ser cosa de que te me asustes.
    Respecto a lo otro, ya sabés que me río de todo pero soy una persona seria, muy seria.Y ,cuando de música se trata, más.Besote.

    ResponderEliminar
  7. Llego a tu casa de la mano de La Flaca, con la recomendación de ver los balcones montevideanos, tus balcones. Son los balcones fotogénicos y muy fotografiables. Los balcones y las ventanas tienen una doble función: desde un lado vemos lo que ocurre fuera, en la calle, en el mundo; desde el otro, desde el mundo, se nos dibuja la vida intramuros. Se adivina la sensibilidad de quienes moran en su interior porque lucen floridas macetas, su apego a las cosas por lo que almacenan en ellos. Sus tenderetes de ropa recién lavada hablan de sus hábitos higiénicos y de su mucho o poco gusto en el vestir. Se adivina también la ajetreada vida que les impide prestar más atención a los cristales...
    Son, ventanas y balcones,balcones y ventanas, fieles aliados para saber de los demás sin necesidad de preguntar nada.
    ¿sí?
    saludos

    ResponderEliminar
  8. Un poco asustado ante tanta sapiencia literaria, no voy a comentar. Sí voy a agradecer las sensaciones que me dejó el cuento.Y... tá!

    ResponderEliminar
  9. Graciela esperaba la revelación, el desenlace. cuando terminó dijo: ¡Matarlo es poco!

    ResponderEliminar
  10. Sencillamente genial Santi. Me encanta la frescura con la que está es escrito. Me encantan los recursos que utilizas, a los que no doy nombre, que para éso ya veo que tienes amigas profes que lo hacen mejor que yo.
    El final no puede ser mejor. No sabía que escribías tan bien relato corto.
    Una admiradora.

    ResponderEliminar
  11. Hola PAdrino. A mí tb me asusta un poco y casi que me inhibo por los comentarios de la gente que sabe de literatura. Pero no me voy a callar las impresiones. Me dio tremenda ternura y me parece alucinante cómo hacés que realmente suene a algo escrito por un niño, de esos que están terminando la escuela y a los que les gustan las familiares, esas tías o novias de tíos, no sé. De verdad que eso es oído musical, porque creo que para embocarle tan bien a todo lo que diría un personaje, tan así, tan de otra edad, o tenés MUY buena memoria, o sueños realmente reveladores, o mucho oído, imaginación, creatividad, y talento. Tb me dio ternura que se le viera borroneada la cara al marido de la que le gustaba que lo abrazara juajua.
    Y lo de la bici que le quedaba chica... eso es tan de acá!! jiji. No me imagino por ejemplo en yankeelandia o en alguna peli, un guacho andando en una bici que se la regaaron hace añares y le queda chiquita. Y los que venían azules... jeje. Muy dulce, muy creíble.
    BUeno, no sé, me gustó mucho Santi. Besos grandotes.
    Pd PErdón por la tardanza, pero estoy re loca haciendo comentario literario sobre los Carpe Diem, y monografía de historia del teatro, y análisis de poema dePEri Rossi, y exámen de teoría de la puesta en escena, y aaaaaaaaaahhhhhhhhhh!!! Bueno, me voy a visitar a los demás amigos. Besos infantiles padrino jiji

    ResponderEliminar
  12. Hola Medialuna:
    Gracias por tus elogios. ¿Viste que escribo en "estilo indirecto libre"? Para mí esa revelación marca un antes y un después. Ahora me descubriré pensando: "¿estaré siendo lo suficientemente libre e indirecto o estaré cayendo en lo coartado directo?"
    Qué cosa estas profes. Es que le están haciendo la suplencia a Rossana que siempre entraba con el bisturí. Bromeo, me encanta que las profes hagan su docta lectura y sé que como me quieren, sus críticas son caritativas.
    Anduve por tu último texto. Precioso.

    ResponderEliminar
  13. Hola Branquias. Gracias por pasar. Anduve por tus bellas fotos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Ahijada!! Qué tal?
    ¿Cómo se va a inhibir con las profes? Usté sabe mucho, porque en la Emad no estudia cualquiera.
    Que usté después de estudiar a la Peri Rossi se aparezca por acá es un honor y también una vergüenza.
    No vale leer a esos monstruos y depués leerlo a uno. Y la Rossi nada menos, que siempre me intimidó con su talento e inteligencia.
    La explicación de que pueda hablar bastante parecido a un niño es que soy un niño, un pelotudo niño viejo.
    ¿Viste lo que pasa acá? Los niños no crecen, son las bicicletas que se achican.
    Besote,
    PD. (cara y tono de ignorante) ¿Quiénes son los Carpe Diem?

    ResponderEliminar
  15. Carpe Diem se llama un coro de las Islas Canarias que anduvo en agosto por aquí.Ahí canta Tanci de La Laguna. ¿Hay más Carpe Diem?...En realidad Carpe Diem me digo yo todoslos días,cada vezque me miro en el espejo y compruebo el deterioro en el que me va sumiendo vertiginosamente el haber pasado el umbral.
    Un abrazo en estilo directo, Santi del alma.

    ResponderEliminar
  16. Bueno mi amigo yo si te voy a decir "estas progresando" pero MAGISTRALMENTE jajaja...es un texto que te engancha, creo que ya puede enpezar una novelita.

    Saludos desde Japon. XX

    ResponderEliminar
  17. Los CArpe Diem que estoy estudiando yo son uno de Göngora, uno de Garcilaso, uno de Sor Juana y uno de Ronsard. SOn sonetos, época barroca, que están dedicados a slgo como "aprovechar el día, antes de perder la juventud del cuerpo". Son bastante pesimistas, unos peor que otros, no sé...
    Ejemplo:

    Sor Juana Inés de la Cruz

    Escoge antes el morir que exponerse a los ultrajes de la vejez

    Miró Celia una rosa que en el prado
    ostentaba feliz la pompa vana,
    y con afeites de carmín y grana
    bañaba alegre el rostro delicado;
    y dijo: Goza sin temor del hado
    el curso breve de tu edad lozana,
    pues no podrá la muerte de mañana
    quitarte lo que hubieres hoy gozado.
    Y aunque llega la muerte presurosa
    y tu fragrante vida se te aleja,
    no sientas el morir tan bella y moza:
    mira que la experiencia te aconseja
    que es fortuna morirte siendo hermosa
    y no ver el ultraje de ser vieja.


    Lamenta con todos la muerte de la señora marquesa de Mancera


    Mueran contigo, Laura, pues moriste,
    los afectos que en vano te desean,
    los ojos a quien privas de que vean
    la hermosa luz que a un tiempo concediste.
    Muera mi lira infausta en que inflüiste
    ecos que lamentables te vocean,
    y hasta estos rasgos mal formados sean
    lágrimas negras de mi pluma triste.
    Muévase a compasión la misma Muerte,
    que, precisa, no pudo perdonarte;
    y lamente el Amor su amarga suerte,
    pues si antes, ambicioso de gozarte,
    deseó tener ojos para verte,
    ya le sirvieran sólo de llorarte.


    TAlueguito padrino infantil jiji.

    ResponderEliminar
  18. Me encanta esto de poder compartir esto con uds, porque me siento más acompañada, así que padrino, te los mando todos... así verán que bella tarea tengo:


    Pierre de Ronsard, carpe diem

    Quand vous serez bien vieille, au soir, à la chandelle,
    Assise auprès du feu, dévidant et filant,
    Direz, chantant mes vers, en vous émerveillant :
    Ronsard me célébrait du temps que j’étais belle.

    Lors, vous n’aurez servante oyant telle nouvelle,
    Déjà sous le labeur à demi sommeillant,
    Qui au bruit de mon nom ne s’aille réveillant,
    Bénissant votre nom de louange immortelle.

    Je serai sous la terre et fantôme sans os :
    Par les ombres myrteux je prendrai mon repos :
    Vous serez au foyer une vieille accroupie,

    Regrettant mon amour et votre fier dédain.
    Vivez, si m’en croyez, n’attendez à demain :
    Cueillez dès aujourd’hui les roses de la vie.

    — Sonnets pour Hélène, 1587


    Carpe diem. Garcilaso de la Vega - Soneto XXIII

    En tanto que de rosa y azucena
    se muestra la color en vuestro gesto,
    y que vuestro mirar ardiente, honesto,
    con clara luz la tempestad serena;

    y en tanto que el cabello, que en la vena
    del oro se escogió, con vuelo presto,
    por el hermoso cuello blanco, enhiesto,
    el viento mueve, esparce y desordena;

    coged de vuestra alegre primavera
    el dulce fruto, antes que el tiempo airado
    cubra de nieve la hermosa cumbre.

    Marchitará la rosa el viento helado,
    todo lo mudará la edad ligera,
    por no hacer mudanza en su costumbre.


    Carpe diem. Luis de Góngora

    Mientras por competir con tu cabello,
    oro bruñido al sol relumbra en vano;
    mientras con menosprecio en medio el llano
    mira tu blanca frente el lilio bello;
    mientras a cada labio, por cogello.
    siguen más ojos que al clavel temprano;
    y mientras triunfa con desdén lozano
    del luciente cristal tu gentil cuello:

    goza cuello, cabello, labio y frente,
    antes que lo que fue en tu edad dorada
    oro, lilio, clavel, cristal luciente,

    no sólo en plata o vïola troncada
    se vuelva, mas tú y ello juntamente
    en tierra, en humo, en polvo, en sombra, en nada.



    ëste último creo que es el más pesimista por lejos, eh??? jiji. Termina realmente en un canto a la vida... en fin. Lo de Peri Rossi es bastante más divertido y sensual jiji. Pero bueno, tnego que hacer todo, así que en eso estoy.
    Besos padrino, y ya nunca no sabrás lo que son los sonetos del CArpe Diem :)

    AH, y otra cosa que quería comentarte, ´vi que salió el tema de que te pinchan para que escribas una novela... sabés que yo tb siempre me pregunto cómo carancho hacen los que escriben novelas, para ordenar tanta cosa y que todo fluya. Justamente estos días leí "la noche del oráculo" de Auster, y es increíble, maneja como 5 historias a la vez dentro de una, perfectamente, no sé... qué difícil, eh??? Y sí, supongo que la respuesta es : CON TRABAJO Y DEDICACION. Seguro. Así que bueno padrino... podrías hacerlo perfectamente si quisieras... :)
    Besotes.

    ResponderEliminar
  19. Querida ahijada:

    Yo una idea del asunto del Carpe Diem tenía. Te digo más, al soneto de Góngora lo conocía. Lo que pasa que al decirme vos que tenías que hacer un estudio de "Los Carpe Diem", me pensé que eran una banda de rock. Que no sería mal nombre...
    Che, el soneto de Garcilaso me suena raro rítmicamente al final, en la penúltima estrofa, esa de tres versos.¿Será así?
    Me motivaste para escribir sonetos con ese tema. esperá un poquito y pongo uno aquí. Je Je. Está bueno para un desafío a la cofradía, para ver si se animan un poco y salimos de esta calma chicha.
    Besos

    ResponderEliminar
  20. Gracias Javier, creo que no me quedan opciones. Empezaré la novela.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  21. Sí,Santi, no sé si es así, pero la estructura es correcta: dos cuartetos y dos tercetos, endecasílabos; estructura de la rima consonante: ABBA,ABBA(cruzada),CDC,DCD(encadenada).

    Estaría bueno sí largar un desafío a la cofradía. La cosa anda chauchona.

    ResponderEliminar
  22. Sí Flaca, ya sé que la estructura está bien. No me refería ni a la cantidad de versos ni a la de sílabas sino a algo rítmico raro que sentía en el primer terceto y después también en el segundo. Algo de acentos, y ya sé qué es.
    En "lahermosa" y en el "nohacer", si no marcás bien las sílabas al leer, al ser dos vocales pegadas, uno tiende a juntarlas y no parecen endecasílabos sino versos de diez sílabas. Y entonces suena rengo. Yo hubiera puesto "graciosa" en lugar de "hermosa". Este garcilaso no sabía nada.

    ResponderEliminar
  23. Encorvada a la luz de una ventana
    que mira indiferente su lamento
    no consigue entender la triste anciana
    por qué todo se ha ido en un momento.

    cantos, risas, temblores y retozos
    siempre fueron escasos tristemente
    por ignorar que aquellos años mozos
    no podían durar eternamente.

    Entonces ya sabéis, vivid al mango
    recoged de la vida toda fruta
    y si podéis bailaos algún tango.

    Que nada tuerza vuestra alegre ruta
    el tiempo no perdáis pisando el fango
    porque el tiempo es terrible hijo de puta.

    Santilaso de la Curva.
    (circa 1540)

    CONVOCO AQUÍ A LOS QUE QUIERAN PROPORCIONARLE A VACHI MÁS MATERIAL DE ESTUDIO.

    ResponderEliminar
  24. Santi: como soy profesora de Ciencias Biológicas, y no de literatura, mi comentario va a ser de neto corte científico y biológico, y por supuesto, en latín: ¡La puta que te parió!




    Que como ya sabés, es el comentario que hago cuando algo me encanta.

    ResponderEliminar
  25. Querida Andrea:
    Extrañaba sus latines profe. Y se necesitaba aquí la precisión de las ciencias duras porque humanísticas incertidumbres ya había bastantes.
    Actualizárum carajum, voto a Darwin!!!
    (mi latín es de la Galia Cisalpina

    ResponderEliminar
  26. Queridas ahijadas VACHI y FLACA:

    Insisto, el soneto de Garcilaso suena como el orto. Mi teoría es que la versión original seguramente debe ser "facer" en lugar de "hacer" y "fermosa" en lugar de "hermosa" y así sí, yo tendría paz. Investigaré.

    ResponderEliminar
  27. Investigué y lo único que logré es un pedo terrible de pentámetros yámbicos y otras cósicas y un impresionante quilombo de la evolución fonética del latín al español del barroco y la convicción de que todos los términos de teoría literaria son esdrújulos.Lógico.Pero una versión original, lo que se dice originaldel soneto, no la consigo, aunque en otros el loco usa la F inicial en "fermosuras" por ejemplo.Así que puede ser que y tenf ga razón, o puede ser que no. Ta. Esto es demasiado pa mí.
    Eso sí te digo, hay un nombre esdrújulo pa todo lo que hacemos. Qué lo parió.

    ResponderEliminar
  28. Ya que te gusta, te lo digo: ¡¡¡MAGISTRAL!!!... Amplié tu convocatoria en Lo de la Flaca. Espero que no te molestes porque reproduje tu soneto. Largamos la ronda. Te quiero un montón.

    ResponderEliminar
  29. Esperaba con mucha ansiedad el erudito comentario del Dr. Fantasma. No me defraudó.

    ResponderEliminar
  30. Vo, Santi, esta viernes no pude actualizar, porque tengo dos textos en pre-producción, pero no llegué a tiempo con ninguno de los ambos dos, ni con el uno ni con el otro, así que bueno, ajo y agua, y a esperar el viernes que viene.
    Capaz que actualizo.
    O no.

    ResponderEliminar
  31. Lo que pasó fue horrible.
    Dije que no iba a hacer el soneto y lo hice.
    Dije que no iba a actualizar el blog y lo actualicé.
    Es horrible no hacerse caso a una misma.

    ResponderEliminar
  32. Vo,Santi, podrías aparecerte,¿no te parece?...Al final, no sé si te ofendió o no que ampliara tu convocatoria de los sonetos a mi blog, como hacíamos antes algunas cosas colectivamente.¿Podrías pronunciarte,no?... Andrea aqnda dejando sonetos por allá.

    ResponderEliminar
  33. QUeridos flaca y Santi, me he propuesto a mi misma no colgarme en la rosca de comentar ni en mi blog ni en otros hasta no entregar los análisis literarios (mañana es la fecha) pero quería que sepan que no dejo de leer y agradecer todo lo que han escrito bloguera y comentariamente. Nos "vemos" mañana. Besos grandes y expresivos :)

    ResponderEliminar
  34. No sé donde dejar el comentario del zaguán mal reparado pero esa foto me conmueve pues así era el zaguán de mi casa natal donde no había dinero para arreglar las cosas decentemente.....En fin...

    ResponderEliminar
  35. ¿Acaso es justo tirarle al lector en la jeta toda su curiosidad y frotarle la ansiedad por la cara? ¿Envolver el relato como para regalo, con caracterizaciones MAGISTRALES (no puedo ser más que reiterativa) y que al desenvolver uno se quede mirando el papel vacío? Este cuento no termina en "Pero fue horrible" La circularidad se rompe, estoy segura, con una puteada del lector, seguramente unánime, cuyo eco resuena de blog en blog. Puteada oximorónica de bronca admirada, donde quedan colgando como signos de interrogación, la cuchilla, el facón, las tetas, los ojos, las mollejas y todas los indicios MAGISTRALMENTE construidos y que intentamos develar y desmadejar mientras vamos leyendo, para encontrarnos después, con la verdad humana, artística y filosófica más auténtica posible, es decir, saber que no se sabe y que no se va a saber, saber que como el narrador, todos somos niños toda la vida, que no sabemos y que no sabremos más que lo periférico. Y también que quizás lo que importa, también desde todo punto de vista, es lo periférico, lo que lleva a..., lo que queda al margen pero configura, ambienta,(Y acá hay una MAGISTRAL ambientación) y conduce, y no lo puntual.
    Lo que queda por agradecer, luego de la puteada, es el regalo de disparar la imaginación en múltiples direcciones...Y me parece espléndida la idea de hacer una novela, mientras eso no signifique retacear la validez de este cuento que vale por sí mismo.
    También me parece bárbaro que este personaje se repita en otro cuento. O que tomes cualquiera de ellos, para hacer otro...Y, si tuviera más tiempo, me encantaría que nos dejaras continuarlo.
    Un abrazo, Santi.

    ResponderEliminar
  36. Bué, la Ro se vino con todo. Qué analis!!! Totalmente ruborizante, con esos "magistrales" puestos en mayúscula.
    Usté me hace poner colorado.
    Pero cómo le pega!!! Me hace ver todas esas cosas que uno no ve cuando escribe, pero que uno mira así, después de su comentario y piensa, tá clavado, es así nomás...
    Gracias Ro. Quedamos a la espera de las tan esperadas truculencias.
    Y yo me despido con la autoestima totalmente descontrolada.
    Qué lo parió...

    ResponderEliminar
  37. Ah che, y el que quiera continuarlo que lo continúe.

    ResponderEliminar
  38. Saludos. Como te dijé, he leído tu cuento, y, ya que me invitaste a opinar lo voy a hacer. He dudado por dónde comenzar, si por las respuestas que han escrito o por el propio texto, o, si por tus respuestas. He decidido empezar por las respuestas que te remiten. Siempre es de agradecer estar rodeado de buenos amigos, indudable, pero flacos favores nos hacen con su buena voluntad si les pierde el criterio “incondicional”. Me explico, creo que no te ayudan a nada más que a un envanecimiento frágil los comentarios que he leído y que sin duda agradeces, pero ese fervor emotivo dudo yo si está de acuerdo al rigor o a un precario criterio literario. En cualquier caso ahí están. Y esto sólo era un apunte.

    Me salto tus respuestas y paso al texto. Es un relato plano, circular, o sea; que no lleva a ninguna parte, con una narración apresurada y una sintaxis cuestionable que produce cierto ahogo. El asunto de los finales abiertos corren el riesgo de eso, de no llevarte a nada, confiando en la capacidad del lector para que deduzca, intuya, y aporte al propio relato. Hay que ser muy fino en el planteamiento para que ese final abierto no sea anunciado de antemano para no eliminar el efecto de un plumazo. Y, ya en el primer párrafo lo eliminas al pretender fijar la atención del lector anunciando que “Lo que pasó fue horrible.” y solicitando paciencia y complicidad.

    Lovecraft, sin ir más lejos, ha utilizado este recurso de “anunciar algo terrible” en sus relatos con mucho éxito. Éxito debido a cómo va introduciendo posteriormente el misterio, las dudas, los giros inesperados...
    Podría hablar de otros autores con similar estrategia, pero pondré un ejemplo gráfico del cine. ¿Cuántas malas películas comienzan con una trágica/impactante/sugerente escena que nos desconcierta haciendo que busquemos acomodo en la butaca ante el “prometido” interés, y luego no pasa nada? Y, si además el final es abierto acabas mirando al compañero de la butaca de al lado buscando “algo” en su mirada y encuentras la misma expresión que tú tienes de algo así como:
    ”vale, y ¿qué?”

    Pues esto pasa con tu cuento, ”vale, y ¿qué?”. Te han pedido paciencia - “Si me tienen paciencia y esperan un poco lo puedo contar” - te han llevado por descripciones de escaso interés, y al final te encuentras sin sorpresa frente a lo esperado, por continuamente anunciado, matando cualquier sorpresa.

    Me pregunto yo, volviendo a una de las respuestas de tus lectores. ¿Dónde está el estilo libre indirecto en esta narración!? Algo característico de ese estilo es que el narrador resulta como si hablara por el personaje, y esa ambigüedad no se da en ningún momento en el relato.

    Dices: “Ahí íbamos por el camino grande, yo con la bici”. ¿Dónde está la diferencia; la ambigüedad estilística entre narrador y personaje?

    Bien, no digo más. Sólo un apunte… si decides escribir, animado por las respuestas incondicionales, una novela sobre la base de esta narración tal vez reescribas a García Márquez, pero; tómatelo con paciencia.

    Un saludo,
    mandrake

    Ignacio

    ResponderEliminar
  39. Bué, primero que nada, gracias por haber gastado tu tiempo en leer y criticar este textito. No me voy a explicar y menos defender, ya que no suelo analizar lo que escribo, así que no sabría como defenderme. Estoy seguro de que tu crítica es sincera y trataré de tomar de ella lo que pueda servirme, que seguramente será mucho. Y es bienvenida una lectura que no está influida por el afecto, eso siempre confunde. Algunas cosas de tu crítica no las entendí, como lo de la sintaxis "cuestionable", porque para entender eso debería saber desde qué punto de vista la estás cuestionando. Pero seguro que tienes razón en lo de "apresurada". En lo de haber invalidado a la sorpresa no, porque en ningún momento quise provocar ninguna. El ahogo sí, quise provocarlo y lo que más me gustó escribir fueron los detalles y descripciones de "poco interés".
    Lo del "estilo libre indirecto" no lo dije yo, ni siquiera sé qué carajo es eso.

    Lo único que yo encontré en ese texto, después de escrito , fue como que estaba queriendo trasmitir que la vida de uno está llena de detalles "de poco interés" que podrían ser significativos pero que uno termina por no saber nunca lo que realmente pasó.

    Lo de la novela ya dije que una empresa de tal envergadura me resulta impensable y García Márquez no es un referente para mí. No sé que le vieron del Gabo a esto. En todo caso mis referentes pueden ser mis tías viejas.
    Un abrazo y gracias por patear tableros, eso siempre es bueno.

    ResponderEliminar
  40. Santi, veo la crítica de Mandrake, y aunque podría pasar por demoledora, no lo es. Al contrario, es débil, ahogada y desvanecida. No se cuánto habrá leído Mandrake, pero que los referentes para comparar tu cuento sean Lovecraft y las "malas películas" no deja de ser sospechoso. Y que se empeñe, como tantos, en identificarte con GGM, no ayuda mucho a disipar sospechas.

    "Es un relato plano, circular". Dos errores grandes como una casa, a menos que por plano y circular esté queriendo decir cosas que yo no entiendo. Pero plano, no es, aunque el estilo narrativo sea una especie de monólogo interior, con las necesarias reiteraciones e interrupciones. Es un relato lleno de sobresaltos, de sugerencias, de perversión e inocencia al mismo tiempo... para el que sabe leer. Tampoco es circular. Que empiece y termine de la misma forma no lo hace circular. Quien piensa eso, se queda en la superficie. Principio y final, aunque se escriban igual, son totalmente diferentes. El primer "fue horrible" es sobrecogedor. El último, puede ser hasta gracioso, o tal vez aterrador. Pero definitivamente no son iguales.

    Creo que Mandrake debe ser joven y debe esperar de la literatura golpes sonoros, moralejas estilísticas, calces perfectos. Aduce que el relato "no lleva a nada". Pues bien, la vida tampoco lleva a ninguna parte. No he vivido un solo día de mi vida que sea aristotélico, y eso que lo intento. La vida se desdibuja, los días se deshilachan. Son los ríos que van a dar a la mar que es el morir.

    Mañana o pasado una crítica al cuento.

    ResponderEliminar
  41. Saludos de nuevo. Santiago, no tienes nada de que defenderte, al menos no de mis escritos.

    Contestando a la vez a las dudas de fantasma de garcía, que no sabe cuánto he leido, decir que nunca es suficiente lo que se haya podido leer. De paso, le explico el porqué de Lovecraft y García Márquez, agradeciéndole que todavía me note joven y vital.

    Una de las características de Lovecraft es la condición de imposibilidad de cambio ante los acontecimientos que se suceden irremisiblemente.

    Como tú dices:” Lo único que yo encontré en ese texto, después de escrito , fue como que estaba queriendo trasmitir que la vida de uno está llena de detalles "de poco interés" que podrían ser significativos pero que uno termina por no saber nunca lo que realmente pasó.

    En el relato esta condición está presente. Del mismo modo está presente la intención del autor en captar el interés de lector en las primeras frases, recurso “marca de la casa” de Lovecraft.

    En cuanto a la sintaxis te copio un párrafo, con una coma, dime si no produce ahogo y una pelea entre sintagmas y oraciones.

    “Digo que me llamó la atención verla ahí porque que yo supiera estaba muerta hacía ya cinco años, que yo me enteré el día en que la rueda de la bicicleta se me trancó en la puerta tan chiquita del quiosco y cuando me agaché a destrancarla vi el titular del diario con la noticia de lo que iba a pasar ahora cinco años después y una foto de la tía Ariel muerta lo que me pareció raro porque a la tía no la conocía nadie.”

    La referencia a García Márquez la genera el texto de manera indudable con los juegos de personajes entrecruzados en acciones. En este fragmento 7 personajes hacia la confusión. Además, en el mismo fragmento otro ejemplo de sintaxis ahogada; si no, léase desde “Tampoco…” hasta el punto, o sea…

    “Bueno, ahí el Chino, que también veía a la tía Ariel, porque la veíamos yo y Alcira y él, nadie más, empezó a cortar los bloques de molleja a machetazos. A mí no me gustó como miraba el Chino a la Tía Yeya pero al tío Pocho me parece que no le importaba o no se daba cuenta . Tampoco me gustó como la tía Yeya miraba al Chino. Pero el tío Pocho tampoco se daba cuenta o no le importaba. Tampoco me gustaba el olor que le salía al Chino de los pantalones ni la cara que ponía a cada golpe de machete que atravesaba el hielo rosado de las mollejas y se clavaba en el roble dejando tajos mojados mientras la harina reseca de los ñoquis de Felicia empezaba a ablandarse y a resucitar la masa esa dura de años."

    Saludos y hasta otro rato.
    mandrake

    Ignacio

    ResponderEliminar
  42. Hola Mandrake:

    TE CITO:

    "En cuanto a la sintaxis te copio un párrafo, con una coma, dime si no produce ahogo y una pelea entre sintagmas y oraciones."

    Totalmente de acuerdo contigo, produce todo eso y me gustó que lo produjera, esa pelea, ese no saberse de qué carajo estaba hablando, no digo que lo busqué conscientemente, pero casi. No te digo que me cago en la sintaxis, pero casi.

    TE VUELVO A CITAR:

    "En este fragmento 7 personajes hacia la confusión. Además, en el mismo fragmento otro ejemplo de sintaxis ahogada; si no, léase desde “Tampoco…” hasta el punto, o sea…"

    Otra vez de acuerdo contigo. No había contado a los personajes, qué cosa, si de tan confuso que quedó eso parecen más. Confusión y ahogo, sí señor, no otra cosa sentí que estaba expresando. No te olvides que esto es un poco coloquial-infantil. La sintaxis coloquial infantil suele ser un poco así. Te lo puedo asegurar ya que hablo mucho con niños. Para los niños el mundo es confuso. Para nosotros también pero nos gusta creer que no. Después crecemos y ordenamos la vida en montoncitos de conceptos en cajitas pero siempre viene un chino con un machete que nos tira las cajitas a la mierda. Y esto también debe tener sintaxis ahogada, pero me sale así.

    Saludos
    Santiago

    ResponderEliminar
  43. ¡¡¡Juajuajuajuá!!!... Mirá lo que me he estado perdiendo.
    El tal Mandrake me encantó: apareció aquí desde la nada, no tiene paradero conocido,se interesa por los escritos, analiza con cuidado,defiende sus argumentos y vierte apreciaciones que, nos gusten o no, son inteligentes, patea el tablero fuertemente y aniquila a este coro femenino de grillos que cantan a la luna.
    1-El primer palo creo que fue para mí, así que respondo. Tenés razón MANDRAKE: no es estilo indirecto libre, es narración en primera persona. Te digo que me pasé analizando toda la vida y, cuando entro aquí, entro a leer sin pensar demasiado, justamente a eso, a hacer las apreciaciones tan subjetivas e idiotas como se me cante. Con los textos de muy buena calidad, que los hay por estos blogs, siempre me digo que les voy a hincar el diente en serio en alguna vacación, porque merecen ser material de estudio. Así que, Mandrake, si analizaste así es porque el texto vale la pena y bienvenido: podés ser el encargado de poner a la cofrasdía en su justo sitio. Aprovecho para decirte aquí, porque busqué tu blog y no lo encontré , que para empezar a conocerte tu nombre me encantó.También me encantaríaleer tus escritos.

    2-Vo,SANTI,¡mirá que sos bestia,eh!... Deberías saber que todo escritor cuando publica algo se jode, el texto deja de pertenecerle, pasa a serparte de los lectores, quienes pueden interpretar y pensar y decir lo que quieran al respecto. Los escritores no responden a sus estudiosos y a sus críticos, sino que se divierten con todas las cosas que ellos ven y descubren que quien lo escribió ni pensó. Así que te voy diciendo: es de muy mal gusto responder y tratar de explicarle al crítico; al crítico no le interesa lo que vos pienses, lo que escribiste ya no te pertenece.

    3- Me pareció muy acertado el comentario de Ro, que no es ninguna tonta ni burra ni pelotuda como yo. Es más, alguna cosa que ha dicho allí me ha servido para interpretar el cuento de Codorníu en la Taberna Lentiscal.

    4-No deberías preocuparte,Santi, si te va mal con la literatura ya sabés que te queda la flauta, con lo que sos invencible.

    Abrazote.

    ResponderEliminar
  44. Bó, Flaca, le contesté al Mandrake porque me habló a mí y además yo le pedí que me criticara y además yo le contesto a quien se me da la gana porque uno no es nadie y si el texto ya no me pertence con más razón ya que entonces soy como otro cualquiera como vos por ejemplo y este es un caso claro de sintaxis ahogada e incoherente, igual que todos los otros. Y con la flauta ya sabés lo que voy a hacer...

    ResponderEliminar
  45. no entiendo qué es lo que quiere decir mandrake, si hace ya 100 años (o más) que se escribe con sintaxis ahogada

    si se trata de copiar párrafos, a ver quién me dice de dónde viene éste, que parece sólo una enumeración (para quien quiera contar), pero es algo más (é muito fácil):

    "...y O aquel abismal torrente O y el mar carmesí a veces como fuego y las puestas de sol gloriosas y las higueras en los jardines de la Alameda sí y todas aquellas callejuelas extrañas y las casas de rosa y de azul y de amarillo y las rosaledas y los jazmines y los geranios y las chumberas y el Gibraltar de mi niñez cuando yo era una Flor de la montaña sí cuando me ponía la rosa en el pelo como hacían las muchachas andaluzas o me pondré una rosa roja sí y cómo me besaba junto a la muralla mora y yo pensaba bien lo mismo da él que otro y entonces le pedí con la mirada que me lo pidiera otra vez sí y entonces me preguntó si quería sí decir sí mi flor de la montaña y al principio le estreché entre mis brazos sí y le apreté contra mi para que sintiera mis pechos todo perfume sí y su corazón parecía desbocado y sí dije sí quiero Sí."

    ResponderEliminar
  46. ¡Pah,Fantasma, me mataste!... Siempre tan culto e inteligente. Por eso te admiro y, lo que es mejor aún, te quiero.

    Santi, todo es una chanza, estás como loco, pataleando para todos lados, pegando golpes sin saber a dónde van a pegar y doler. No entiendo el por qué de esa agresividad gratuita. Mirá que si me seguís tratando así, siempre como segundona y descargando en mí todo tu mal humor, todavía me puedo pasar para el bando del tal Mandrake.
    A ver si sos un poquito más dulce conmigo, porque a ninguna de las tantas mujeres que te escriben veo que les hables así.
    Y para terminar, y antes de ser corregida por los técnicos y teóricos, quise decir "cofradía" (sin "s").
    Un saludo afectuoso para todos.

    ResponderEliminar
  47. Vó Flaca, te trato así en joda, vos sabés bien, porque sos como mi hermana y como a mi hermana no la puedo pelear porque todo le chupa un huevo te peleo a vos. Y no seas tan sensible che, que si lo tuyo fue chanza, lo mío también y si no hacemos así, acá nos devora el tedio. Gracias a Dios que apareció Mandrake a mover las aguas quietas de esta lagunita y no jodas mucho porque te lo mando a tu boliche.
    Y aparte, ¿en qué te agredí?
    Lo de que sabías lo que iba a hacer con la flauta era un posteo, UN POSTEO, mal pensada.

    ResponderEliminar
  48. Yo ya sé quién es el autor del fragmento que puso el Fantasma, pero no digo nada. Que se tomen los otros el mismo trabajo que yo y averigüen en Google, porque es de esa novela de ese señor que todos dicen que leyeron pero que casi nadie leyó porque es muy larga y te ahoga.

    ResponderEliminar
  49. En una primera lectura de lo de Mandrake, planteo estas cosas:
    1) Que no reconozca en el narrador y en su sintaxis, la voz de un niño
    2) Que ni se asome a la profundidad del relato
    3) Que vea en mi comentario nada más que "flacos favores" realizados con criterio “incondicional” porque a mi de veras me parecen geniales muchas de las cosas que escribe el Santi.
    Tengo una edad a la que uno ya no pierde tiempo-si alguna vez lo hizo- diciendo cosas en las que no cree y menos, leyendo lo que no le gusta.
    Uno viene y le dan ganas de discutir...Y casi, casi caigo...El debate es apasionante,pero a la hora de empezar la discusión, la verdad -y siempre pendiente de realizar buenas inversiones temporales- prefiero seguir hablando del cuento y de su magia, que de la de Mandrake.
    Salud!

    ResponderEliminar
  50. flaquita, hermosa, va otra pista!

    "Una de su hermandad me sacó chillando a la vida. Creación desde la nada. ¿Qué tiene en el bolso? Un engendro con el cordon umbilical arrastrando, amorrado en paño bermejo. El cordón de todos enlaza con el pasado, cable cabitrenzado de toda carne."

    ResponderEliminar
  51. Bueno, se puso más seria la cosa!!!

    ResponderEliminar
  52. Mhh... me dan ganas de decir un montón de cosas! Pero como es tan tamprano en la mañana, aprovecharé ésta, una de las pocas ocasiones en las que tengo tiempo mental como para autoimponerme la vaga posibilidad de meditar antes de hablar.
    :)
    Lo que por el momento rescato es que presencias como esta nueva que ha surgido, son muy buenas al meterse en post "antiguos" y generar debates al respecto. Gracias flaca por avisar que esto resurgía, y gracias Mandrake por retomar el diálogo sobre algo que sino quizás, quedaría durmiendo por más rato, porque eso es lo malo (una de las cosas malas) de los blogs.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  53. Saludos Santiago. Y aprovecharé en el mismo post para saludar a todos los intervinientes en el dialogo.
    Nada más qué decirte sobre tu texto. Felicitarte por tu talante y por el ejercicio de mantener alimentado este blog. Sin duda es un núcleo que promueve el pensamiento.

    Así las cosas, Flaca, mis saludos. Tus comentarios son claros, libres y directos. Y sí me gustaría conocer tu “boliche” como dice Santiago para ver que se cuece en él.

    Ro, mis saludos. Sobre los puntos 1 y 2 decirte que “reconozco” y “me asomo”, es fácil; está ahí, y por eso he opinado como lo he hecho.
    Sobre el punto 3, en ningún momento me he referido a tus comentarios en concreto, eso sería tema de otros comentarios por mi parte. Que te parezcan geniales “muchas de las cosas que escribe el Santi.” no lo dudo, ¿también este es el caso?

    Vachi, muy amable por el comentario; saludos.

    Como nota, mi paradero está en España en la costa del Mediterráneo.

    Hasta otro rato.
    mandrake


    Ignacio

    ResponderEliminar
  54. Ignacio o Mandrake: Sí, este relato me parece genial. Además de muchos otros adjetivos, por ejemplo, profundo, sensible, creativo.
    No digo que te referiste a mi en particular, Mandrake, pero hablaste en general de :"Siempre es de agradecer estar rodeado de buenos amigos, indudable, pero flacos favores nos hacen con su buena voluntad si les pierde el criterio “incondicional”. Me explico, creo que no te ayudan a nada más que a un envanecimiento frágil los comentarios que he leído y que sin duda agradeces, pero ese fervor emotivo dudo yo si está de acuerdo al rigor o a un precario criterio literario." La verdad es que creo que incluías a todos los que opinábamos a favor de la calidad del relato. Si no es así, erré.
    Bueno, me despido
    Besos a todos

    ResponderEliminar
  55. Reconozco que yo también fui al google, como el Santi, a averiguar de quién era el fragmento que propone el fantasma...Concuerdo con el Santi. Todo el mundo dice que la leyó y han sido muy pocos. La mitad de nosotros la ha dejado abandonada distraídamente en un estante, silbando bajito, y ahí está juntando polvo...Flaca, empieza con U...jijiji
    Eso sí que ahoga.

    ResponderEliminar
  56. Bueno gente, amigos viejos y nuevos, pateadores de tablero, fantasmas ilustrados, ibéricas profes y profes charrúas, elogiadores sinceros y detractores también sinceros; me parece que ya está, que este textito de las tías ya dio todo de sí y de todas maneras no se cumplió mi meta que era llegar a los 100 comentarios. Era puro marketing esto. Pero gracias a Mandrake, al cariño de los amigos y a mi necia personalidad, logré más de 50. Y ya está. Ya lo voy a alcanzar al Hernán Casciari, que se cuide.
    En el camino, me peleé con la maravillosa Flaca querida (como siempre) y me sentí del tamaño de una oruga, un pelotudo que se ahoga cuando escribe, que solamente describe detalles insignificantes y cocina menjunjes de confusos personajes y caí en el mal gusto de contestarle a mi crítico al que debería agradecerle la sinceridad y acto seguido me volví a sentir genial porque me convencí de la honestidad de Ro y después el Fantasma me convenció de que soy un digno seguidor de Joyce pero también me convenció de que soy bruto ignorante porque nunca lo leí y la Flaca me mandó a tocarme la flauta (antes el Fantasma me había mandado a cagar) y me volví a sentir como la mierda y después mi ego creció hasta las nubes cuando me pareció que Mandrake me felicitaba por mi “talento” pero luego me derrumbé cuando al leer mejor vi que ponía “talante” que a veces un par de letras te cambian la vida. Así que ya está che, dedíquense a leer cosas más interesantes en otros blog, que yo voy a hacer lo mismo.
    Pero estuvo bueno el despelote.
    Que hasta sonetos hubo aquí, convocados por Vachi.
    Flaca, vos sabés que lo de volver a la flauta no camina, porque desde que tengo la prótesis, el doble staccato me sale mal, ya no tengo la lengua tan rápida como antaño y luzco muy mal en escena.

    Así que me despido de este posteo, dejándoles un gran beso a
    MARISA,LA FLACA,EL BRANQUIAS,JUAN,GRACIELA, MEDIA LUNA, VACHI, JAVIER, ROSSANA, ANDREA, EL FANTASMA, JAMES JOYCE, RONSARD, GARCILASO,GARCÍA MÁRQUEZ, H.P.LOVECRAFT, GÓNGORA, SOR JUANA, ETC. Y UN GRAN ABRAZO PARA IGNACIO MANDRAKE, que esperamos que abra su blog y nos invite.

    ResponderEliminar
  57. una obra de esas precisa de la determinación de un adolescente o de la paciencia de un viejo

    ResponderEliminar
  58. Caro Fantasma:
    El problema es que soy un viejo impaciente.

    ResponderEliminar
  59. Saludos. Santiago, Joyce siempre fue un pelma, original; pero un pelma.

    Por lo demás, decirte que me ha hecho sonreir tu último post, y eso siempre lo agradezco.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  60. Santi: no te despidas así que me pongo triste.

    Mandrake: tampoco es para que te vayas así, sin más. Podés entrar por estos lares y podés comentar siempre que sea con respeto. Hace bien una mirada fría y objetiva, despojada del afecto.

    Fantasma: así, sin fijarme en internet, debés estar hablando del
    "Ulises", jajajaja. No hace muchos años le confesé a Charles que nunca lo había podido leer entero (yo creo que ni el principio) Me hizo mucho bien saber justamente eso: que tantos boquillean pero tampoco lo han leído.

    Abrazo a todos.

    ResponderEliminar
  61. Yo tampoco leí Ulises... ups :)
    PAdrino, ya me había imaginado yo que habías contratado a Mandrake para que armara lío y volviera para atrás en tus posts! Si te cono´ceré... como si te hubiera parido mirá! :) Bueno, no sé, pero estuvo bueno que venga, enserio, generó como algo nuevo, hasta surgieron peleíllas y luego todos contentos y amables. PArece un miniteleteatro bloguero. En fin, me divirtió todo este suceso, y ojalá nadie se haya sentido herido, sobre todo la flaca que es un ser tan sensible que me mata, me muero con la flaca, su fidelidad y lealtad para con vos y las demás amigas suyas. Qué grande flaca. Bueno, un beso para todos, y ojalá vengan más seguido estos pequeños terremotos.
    Chau padrino!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    Pd ¿CUándo discutimos sobre aquel de Ismael...?
    jiji.

    ResponderEliminar
  62. Saludos, Flaca. Me quedaré de observador intermitente. Seguro que en algún momento podré intervenir, si a Santiago le parece bien.

    hasta otro rato.
    mandrake

    ResponderEliminar
  63. Mirá Mandrake, intermitente no, esto es un trabajo y hay que marcar tarjeta. O venís o no venís m'hijito. Y a ver si abrís ese blog de una vez.

    Estoy pensando en algún posteo especialmente irritante para los próximos días.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  64. De acuerdo, Santiago. Me lo tomaré como una "profesión".

    Eso de abrir blog no sé si va conmigo, requiere constancia y sobre todo decir "cosas interesantes".

    El Arte y la Literatura hace tiempo que están desdibujados por un perfil de élite que no comparto. Coleccionistas y lectores fuera del segmento próximo al interés común han conseguido un espacio envanecido que no ayuda a crear un pensamiento sencillo, que no simple, sobre estos temas; por el contrario fomentan la impresión general para el común de los mortales de que "eso" no es para nosotros. Por lo tanto difícil y ardua tarea sería intentar decir cosas interesantes en estos medios contaminados por, como tú decías, arrogantes y presuntuosos elementos.

    Esperaré atento tu "irritante" post.

    Saludos.
    mandrake

    ResponderEliminar
  65. MANDRAKE:
    Quería decirte que esto último que has puesto sobre el elitismo en el arte me parece 100% compartible. Y que eso me hace desear que no desaparezcas y que cuando tengas oportunidad o ganas compartas tus pensamientos con nosotros. Ese tema, justamente ese, el del papel del arte en relación con la gente "de a pie", es uno de los temas que me tortura y me parece que seguramente tienes cosas interesantes para decir al respecto.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  66. gabriel falconi14/2/11 04:12

    santi
    muy original el final nunca habia leido algo asi uno espera el desenlace que cuentes lo que paso y ...nada genial!!!!!
    muy buenos los coemtarios
    che que nivel que hay en este blog!!!
    abrazo
    la parte de las miradas entre los tios y tias me hicieron reir mucho

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

RANKING

Wikio – Top Blogs