E N T R A D A S
_____________________________________________________________________________________________________________
E T I Q U E T A S


_____________________________________________________________________________________________________________

25 de agosto de 2008

OTRA NOSTALGIA

RECUERDOS DE EL PORTEZUELO (Atahualpa Yupanqui)

En esas mañanitas de la Quebrada
yo bajaba las cuestas como si nada.
Y en un marchar parejo de no cansarse,
me iba pidiendo riendas mi mula parda.
Al pasar por el rancho de el Portezuelo,
salían a mirarme sus ojos negros.

Nunca le dije nada, pero, qué lindo...
Y de feliz le daba mi copla al viento.

Parezco mucho y soy poco
esperemos y esperemos.
Pa cuando salga de pobre,
viditay conversaremos.

Los vientos y los años me arriaron lejos.
Lo que ayer fue esperanza, hoy es recuerdo.
Me gusta arrinconarme de vez en cuando
a pensar en la moza de el Portezuelo.

¿Qué mirarán sus ojos en estos tiempos?
mi corazón paisano quedó con ellos.
Nunca le dije nada, pero qué lindo...
Sólo tengo la copla pa mi consuelo.

Parezco mucho y soy poco
esperemos y esperemos.
Pa cuando salga de pobre,
viditay conversaremos.

¿Dónde andará la moza del Portezuelo?
¿están tristes o alegres sus ojos negros?

Nunca le dije nada, pero qué lindo...
Siento un dulzor amargo cuando me acuerdo...

17 comentarios :

  1. Siempre he tenido debilidad por los gauchos. Cuando era pequeña mi padre me cantaba "Las coplas del payador perseguido".Mi padre hizo amistad con un argentino que escapó del desastre y vino a la madre patria en busca de refugio. ¡Qué ironía! Como yo tenía muy poca nariz y no se sostenían mis gafas siempre le decía a mi padre: "Qué importa que nazcan chatos si al final respiran bien..." Al final también yo he dejado un hueco para la nostalgia.

    ResponderEliminar
  2. "Parezco mucho y soy poco"
    Linda frase.
    :)
    Besos feriados padrino.

    ResponderEliminar
  3. ¡Cómo se ve que no trasnochaste!,¿eh?... Y ya veo que, aunque no hayan salido a romper la noche, a todos les ha picado el bichito de la nostalgia.
    Magistrales esos versos del siempre sabio don Atahualpa, algo así como el "no hay nada más bello/ que lo que nunca he tenido,/nada más amado que lo que soñé"de Serrat, o el " si no disfruto de amor lejano,/de amor ninguno disfrutaré;/que cerca o lejos tan soberano/bien en ninguna parte se ve" de Jaufré Rudel. Queda demostrado que la nostalgia, desde la Edad Media hasta nuestros días, pasando hasta por lo gauchesco,es un sentimiento de los grandes, universal, inherente al ser humano.

    ResponderEliminar
  4. Ay, qué puntito nostálgico tienen estos versos. Me gustan.

    ResponderEliminar
  5. Un maestro Don Atahualpa.

    ResponderEliminar
  6. No, lo que dice Serrat no es "que lo que soñé", sino "que lo que perdí".

    ResponderEliminar
  7. Ay que quedo de aquel rancho donde la negra con sus ojos negros me miraba al pasar, que quedo de aquel pasado donde todo podía pasar. Hoy la vida se hace parda, oscura, nada queda, solo mi palabra y esta lucha agotadora, como la del Quijote, que no encuentra más que rechazo y burla.

    Debió decir algo, debimos decir algo, debemos hablar. Para que no le pase como a nuestro Atahualpa, que no dijo nada y se le perdieron sus ojos negros. Menos esperar a salir de pobre, si de pobre nunca se sale, no porque uno sea quedado, sea amargo, sea vago, más bien porque el pobre es pobre y no se puede saltar las clases aunque se salte.

    El tiempo siempre nos lleva lejos, lejos de lo que alguna vez fuimos o quisimos.

    Y el recuerdo de esos ojos, de ese tiempo, el recuerdo siempre te trae de nuevo el olor a infancia, los ojos negros, su piel curtida por el sol del verano norteño. Mas que no quede nada, mas que el recuerdo, aprovechemos la vida y todo lo que encontramos en ella, sin dejar pasar nada, ni el tren, ni la hora, ni el tiempo, ni el desengaño.

    Gracias por subir algo de Don Atahualpa, es verdaderamente fantástico que tengamos sus letras, que en un lugar tan universal, reflexivo y social se tenga presente a tan grande figura.

    Un saludo.

    HologramaBlanco

    ResponderEliminar
  8. Hola Marisa:
    Siempre una vueltita por aquí...Gracias. Es lógico que algunos españoles se identifiquen con lo gauchesco. Es el mismo lenguaje coplero. La frase del argentino es genial. Espero que te haya crecido un poco la nariz y que sigas respirando bien. Me imagino que algunos andaluces tendrán también esas salidas verseadas. En cuanto a la nostalgia, que la importamos junto con tantos tanos y gallegos, veo que la estamos expòrtando ahora.

    ResponderEliminar
  9. Hola Vachi:
    No fuiste a la Zitarrosa...
    Yo no, yo parezco poco y soy mucho. Je Je.

    ResponderEliminar
  10. Viste Flaca, no trasnoché. Pero la única forma de colgar algo como la gente fue colgar algo de otro. Un grande. Seguiré recorriendo este camino de la ajenidad hasta que aprenda algo.
    Tu nostalgia se transportó hasta la Edad media. Qué te parió. Lo que es ser egresada del IPA. Y ese Jaufré era tremendo poeta. Voy a ver si subo cosas de ese trovador, pero me parece que en ellos la cosa no venía por el lado nostálgico, venía por el lado de que el amor cortés era siempre el amor "no poseído", amor "lejano" porque a la dama no se la podía tocar. No era un "lejos" temporal. era un "lejos" porque no se consumaba.

    ResponderEliminar
  11. Hola Marta:
    Qué alegría que aunque tu blog esté en stand by, sigas recorriendo palabras por otros lados. Te estaremos esperando y ojalá reaparezcas antes de que empecemos a sentir nostalgia.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Hola Andrea. Sí, un crá ese indio. Para papá es casi más que Gardel.

    ResponderEliminar
  13. Hola Edgardo:
    No sé si estoy de acuerdo contigo.En eso de no dejar pasar cosas digo.
    En un posteo de Marta hace pocos días, se discutió ese asunto. Y no sé si aveces ciertas cosas no se preservan más hermosas por no haber ocurrido. Debe ser la herencia del espíritu del amor cortés medieval. Pero uno siente que a veces la ilusión es más hermosa que la realidad y muchas veces los sueños se transforman en pesadilla. Te remito a la letra esa de Serrat que citó la Flaca:"no hay nada más bello/ que lo que nunca he tenido,/nada más hermoso que lo que perdí"

    No me hagas caso Edgardo. Soy discutidor de nacimiento.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Vo, Santi, ponele musiquita al bló...

    ResponderEliminar
  15. Éy PAdrino... Cómo sabés que no fui a la Zitarrosa?... ¿?¿?¿?... Cha cha cha chan... jeje.

    No padrino, no. Debo hacer una confesión espantosa: ME OLVIDE!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! Bien podría haber ido, ya que no tenía NADA absolutamente NADA que hacer. Me cago en mi cerebro tan disperso.
    Besos frustrados.

    ResponderEliminar
  16. Salú! Ajeno pero sentido y talentoso. Siempre vale lo ajeno si nos ha llegado tanto que nos hemos apropiado. Y usté...yo sé que usté , a diferencia del maestro, sabe dónde están y qué expresan esos ojos negros. Y si no son los mismos, por ahí andan pegando en el palo. Esos son recuerdo y esperanza. Una para atrás y otra para adelante. Ta difícil ser las dos cosas, no? Pero se puede. Beso

    ResponderEliminar
  17. Para seguir con la nostalgia, me vengo de lo del Tata y te digo que
    aquel 6 de enero,con
    tu fractura de clavícula, fue la primera vez que yo escuché la famosa frase,y popular en La Unión, "la c de la l"

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

RANKING

Wikio – Top Blogs